Granada es la capital con menor acceso a fibra óptica de toda España

Realejo, Albaicín y Sacromonte son los barrios con menos cobertura de red sin llegar al 20%

 

Unidas Podemos e Independientes informa de que Granada es la provincia española con menos acceso a fibra óptica de España y la capital, es los últimos municipios del ranking por detrás de Maracena, Armilla, Atarfe, La Zubia, Albolote, Baza o Loja. Otro dato preocupante para la confluencia es que los barrios históricos como Realejo, Albaicín y Sacromonte son los que cuentan con menor cobertura de fibra óptica, y se sitúan entre la nada y el 20%.

Los barrios históricos como Realejo, Albaicín y Sacromonte son los que cuentan con menor cobertura

Estos datos sobre la situación de migración a la fibra óptica de la ciudad, agrega UP, provienen del informe con fecha del pasado mes de enero presentado por Teléfonica al Ayuntamiento de Granada, en el que se trasladaba cuál era el nivel de llegada de la fibra óptica de Granada y el desarrollo de la tecnología.

La información de este documento son preocupantes, señala el concejal Paco Puentedura ya que “en el año 2020, solo en el 68% del territorio de la ciudad tenía conexión a la fibra, algo que es totalmente insuficiente dadas las necesidades que tiene una ciudad universitaria que tiene que promover el desarrollo económico endógeno, se trata de una ciudad turística y en la que miles de pequeños negocios dependen de la tecnología, además de ser una capital que pretende albergar sedes europeas y estatales como la de inteligencia artificial”.

No se puede permitir en una capital que pretende albergar sedes europeas y estatales como la de inteligencia artificial

Sostiene el concejal que, por otro lado, dentro de nuestra provincia, la capital es uno de los municipios con peor cobertura de red, por debajo de Maracena, Armilla, Atarfe, La Zubia, Albolote, Baza o Loja, entre otras. “En definitiva estos datos aprietan, y señalan que se requiere un esfuerzo fundamental a la hora de conseguir esa migración a la fibra”.

“Hay que tener muy en cuenta que la excusa generalizada que se usa para este asunto es el hecho de que Granada es una ciudad patrimonial, que tiene dos ámbitos de protección por sus planes especiales como son el Albaicín y el Centro Alhambra, sin embargo hay ciudades que tienen unas características de protección similar donde esto no ha supuesto un impedimento”.

El ejemplo que se plantea en el estudio es el de Toledo, donde a fecha de 2022, más del 90% del territorio de la ciudad cuenta con acceso a fibra óptica y ya se sitúa en la parte alta del ranking de las capitales de provincia españolas. Granada, en cambio, se ha mantenido exactamente igual, cuando otras ciudades han logrado sumar más de un 20% a su nivel de acceso a cobertura de fibra óptica en apenas dos años.

El ejemplo que se plantea en el estudio es el de Toledo, donde a fecha de 2022, más del 90% del territorio de la ciudad cuenta con acceso a fibra óptica

“Lo que nos sorprende es que este Ayuntamiento pasa los meses pregonando que Granada es smart city, human tech y la llegada de la inteligencia artificial, mientras somos la base de la brecha digital española, y nuestro terriorio no cuenta con lo más básico: es una buena cobertura de internet. Que alguien explique, si puede ser sin anglicismos rinbombantes, por qué”, mantiene.

“Lo que nos sorprende es que este Ayuntamiento pasa los meses pregonando que Granada es smart city, human tech y la llegada de la inteligencia artificial»

Puentedura recalca que “acceder a la fibra es disminuir la brecha digital e igualar a todos los ciudadanos en el acceso a la tecnología, algo esencial que, además, se ha demostrado por completo con la llegada de una pandemia global que ha obligado a la población a adaptarse al teletrabajo, telecomercio y educación en casa para los estudiantes”.

El concejal ha recordado especialmente a los pequeños comercios, que necesitan una buena conexión a la red para mantener el empleo y las ventas, ahora generalizadas desde sus páginas web. Y, además, ha señalado que la brecha educativa que sufren muchas familias y barrios, también se combate democratizando el uso de internet.

La brecha educativa que sufren muchas familias y barrios, también se combate democratizando el uso de internet

Por otro lado, argumenta Puentedura, “el estudio nos lleva a otro problema enquistado en esta ciudad: el abandono de los barrios patrimoniales al que solo se cuidan a través de políticas turísticas, pero no pensando en los problemas y retos de futuro de sus habitantes”. Los barrios protegidos por patrimonio y por los planes especiales como el Realejo, Albaicín y Sacromonte son los que cuentan con menor cobertura de fibra óptica y se sitúan entre la nada y el 20%.

“si los estudiantes, familias o comercios no pueden acceder a internet correctamente, finalmente elegirán huir de esos barrios”

“Este desfase con respecto al resto de la ciudad ahondará en la rémora de estas zonas: la despoblación”, argumenta, porque “si los estudiantes, familias o comercios no pueden acceder a internet correctamente, finalmente elegirán huir de esos barrios”. En el mundo de hoy, no tener un buen acceso a la red supone una brecha educativa y laboral casi insalvable, y la migración tecnológica, es un futuro que nos pisa los talones, añade. “Granada no puede seguir siendo famosa por vivir en la cola de las peores estadísticas”.

El concejal de UP recuerda que en el pasado Pleno municipal se aprobaron una serie de medidas a tener en cuenta a la hora de facilitar en los barrios patrimoniales la migración a la fibra, pero eso requiere una adaptación de la normativa, que es necesaria, pero no suficiente ya que es necesario un impulso por parte de este Ayuntamiento a la hora de que se prioricen, sobre todo, en el casco histórico la conexión y la migración a la fibra.

“Los vecinos del centro histórico acumulan demasiados retrasos en inversiones, desde transporte, servicios hasta el disfrute de la normalidad de internet que ya forma parte de absolutamente todo” defiende Puentedura que apela “al equipo de Gobierno para que trabaje en esa prioridad, sobre todo en los barrios patrimoniales”.

“Pedimos que el Ayuntamiento trabaje en la eliminación de esta brecha digital en Albaicín y Sacromonte, sobre todo, pero advertimos que deben hacerlo respetando cada milímetro de la protección patrimonial de estas zonas, dentro de los planes especiales. Un trabajo e inversión ‘extra’ en mimetizar cableado, no puede ser la excusa para dejar fuera del mundo a los vecinos de estas zonas de la ciudad, y el caso de Toledo nos lo ha demostrado”, advierte.

Un trabajo e inversión ‘extra’ en mimetizar cableado, no puede ser la excusa para dejar fuera del mundo a los vecinos de estas zonas de la ciudad

Para ello, lo que hay que establecer es, en primer lugar, “que en todas aquellas calles donde haya conexiones subterráneas, tiene que ser obligatorio que el cableado sea subterráneo, tal y como ya explicamos en el Pleno”. Por otro lado, jamás el cruce de calles debe hacerse por cableado en vuelo y todos los elementos de cajas de conexiones tienen que estar mimetizados dentro de los edificios y los recubrimientos de un mismo modelo además de mimetizados con las fachadas para evitar el impacto visual.

No solo es necesario, finaliza el edil, que se migre a la fibra óptica, sino que también sean retirados los antiguos cables. “Es fundamental algo que no se contempla en la normativa, pero debe ser aplicada por el Ayuntamiento: que a ninguna empresa de comunicaciones se le puede otorgar autorización para la colocación de cableado si previamente no presenta un plan de retirada del cableado existente e inservible”. Así, apostilla, “el Ayuntamiento debe darle todos los parabienes a la empresa que quiera dotar de fibra a la ciudad, siempre y cuando respeten esas medidas que implican proteger el patrimonio”.

Comparte...

Compartir en facebook
Facebook
Compartir en twitter
Twitter
Compartir en linkedin
LinkedIn
Compartir en whatsapp
WhatsApp
Compartir en telegram
Telegram
Compartir en email
Email

Utilizamos cookies propias y de terceros para garantizar el correcto funcionamiento de la página, recoger información sobre su uso, mejorar nuestros servicios...